jueves, 25 de junio de 2015

PUNK, EL SALVAJE FIN DEL COMIENZO.

En efecto lectores de Cosa Salvaje, lo que están por leer a continuación les parecerá un poco nostálgico, anacrónico o tan solo un ejercicio de memoria, la famosa frase “el punk no ha muerto”, se hace verbo en esta media docena de bandas elegidas de manera libre, que fueron y son la esencia misma de todo lo anterior y lo que vino después del famoso disco “Invasión 88”.

Durante la segunda mitad de la década de 1970, en esta adorable, apacible y cosmopolita ciudad de Buenos Aires y sus alrededores, se gestaba un sonido que nada le tenía que envidiar a lo que pasaba en los States y en Uk. Un puñado de inadaptados de todas las índoles y castas sociales se arremolinaron para crear algo inalterable al paso del tiempo, y que prudentemente está reflejado en el libro, (muy interesante por cierto), “Derrumbando la Casa Rosada”, aunque está muy bueno realizar un esfuerzo para poder entender de mejor manera, que fue lo que gestó este Big Bang musical que alentó a una incontable cantidad de jóvenes a tomar sus instrumentos y gritar sus verdades reprimidas a los cuatro vientos sin saber que corrían el peligro de ser chupados por la dictadura, (no nos olvidemos que en La Plata un grupo de estudiantes fueron desaparecidos por el terrorismo de estado tan solo por reclamar un boleto estudiantil), varios de esos supervivientes de aquellos años de plomo, hoy en día continúan dando metralla a diestra y siniestra sobre los escenarios o continúan ligados a la música de alguna manera. La prensa de ese momento estaba más enfocada en toda la movida de rock hippie y hasta el día de hoy no le ha prestado mucha atención a todo esto que se generó de forma espontánea y casi artesanal, sentando las bases del postulado punk “hazlo tú mismo”. Se cuenta que en el Bs. As., de ese momento habitaba la sociedad más recalcitrante, conservadora y retrograda por un lado, mientras que por el otro la más perseguida, torturada y desaparecida por expresar lo que pensaba de américa latina, además también era la ciudad con mejor nivel de vida del país, del mismo modo con la mayor cantidad de villas, desocupados y vándalos de toda índole. En este hervidero multiétnico y con tantas injusticias sociales es donde se gesta el punk en argentina, el mejor caldo de cultivo para que los adolescentes dieran rienda suelta a su necesidad de expresión y como todo pibe romper con el orden establecido o por lo menos intentarlo.
Situémonos en tiempo y espacio así podremos entender de mejor manera, él como y el porqué del surgimiento del punk aquí, cuando en la capital del Imperio Británico moría, al igual que en Norte América el punk ya estaba cadáver y daba paso a la new wave y demás estilos que licuaron su impronta rupturista, sepamos que las bandas punks de aquí en consonancia con los grupos británicos tenían mayormente un componente sociopolítico activo por la realidad en la que estaban inmersos, una de las dictaduras más sangrientas y salvajes que recuerde el pueblo argentino. Pero para clavar un alfiler en el tiempo, situémonos en 1977 un año antes a que nuestra selección gana el mundial de futbol en la cancha de River, mientras que muy cerca de ahí en la ESMA se torturan y desaparecen personas, y el presidente de facto Rafael Videla le dice a la comunidad internacional que somos derechos y humanos. En ese contexto cuenta la leyenda que en la revista Pelo una carta enviada por un lector un tiempo atrás y publicada en ese medio, el adolescente Hari B se autoproclama el primer “Punk de Argentina”. Convengamos que esto marca un hito en lo que a una publicación musical como Pelo solía anunciar, ya que eran más cerrados que culo de muñeca, dado que estaban a tope con todo el sonido folk, los grupos sicodélicos y el aburrido sinfónico; sin que nadie lo perciba o vislumbre el futuro, algo se estaba gestando entre un grupo reducido de pibes de clase media alta, que necesitan algo tan importante como el aire que respiran, y esto es libertad, dejar de ser conducidos y guiados por el estado o castrados por sus padres si tienen alguna inclinación artística, o tan solo son hijos conflictivos de familias disociadas que se preocupan más por el que dirán que por atender la necesidad de afecto y atención de su progenie, los que se vuelcan a la calle a buscar experiencias por sí mismos. La primer oleada de bandas denominadas punks seria capitaneada por los fervorosos y fugaces Los Testículos seminal germen de Violadores, seguida por Los Laxantes, Alerta Roja, Los Baraja, Geniol con Coca y Comando Suicida. Todos ellos dejaron un gran legado de anécdotas, escaso material grabado y varios shows en su mayoría suspendidos por la policía de ese entonces ya que su deporte favorito era la represión en todas sus maneras, pese a todo esto tuvieron un importante impacto en el punk rock y el hardcore venidero pero esa en otra historia. Sepan también que escribo desde la más absoluta integridad y fervor, seguramente alguien pueda acotar algún yerro en alguna aseveración, pero es muy difícil encontrar datos fidedignos de aquellos tiempos de oscurantismo musical y artístico donde todo era muy subterráneo realizado mayormente en sótanos o lugares no habituales, por el temor de ser un objetivo de las fuerzas armadas y su plan de reorganización nacional.

TESTICULOS: PUNK, PELO Y VINILOS!
Después de mandar su imprescindible carta para que esto comience, a la revista Pelo durante principios de 1977, y en la que Hari B se corona como el primer punk de argentina, se genera todo. Sepamos que éste es el puntapié original del punk en nuestro país. Hari B luego de volver de unas vacaciones por Europa, previo paso por Londres, sitio donde compra una gran variedad de discos punk de bandas absolutamente desconocidas para estas pampas en esa época como: Sex Pistols, The Clash, Stranglers, The Jam, más un largo etc. Y ya con esa legendaria carta publicada, en la que solicita músicos para formar un combo punk, se inicia la emanación de ese mal virulento que empieza a infectar a varios lectores de esa publicación, (la que tenía ínfulas de revista cool y tan solo era un rejunte de notas y retazos copiados de las revista importadas, mucho más importante era el Expreso Imaginario), dicha columna donde los lectores mandan sus comunicados la logra leer un pibe llamado Sergio Gramática que vive en la periferia de la Capital Federal y que machaca una batería desde chico, y como él un puñado de candidatos a ser punks se acercan, uno de ellos es Néstor Podrido, que se suma a Hari B que intentaba dominar su guitarra y a Gramática. Así nace el primer grupo realmente punk Los Testículos, para ellos este estilo musical le daba la posibilidad de aprender a utilizar sus instrumentos y decir lo que se les venga en gana, mientras hacían un ruido demencial con sus artefactos, consecutivamente y durante este momento gestacional pasan varios músicos que le entran las ganas de hacer esa música tan primal y excitante como: Beto Mafioso, Robert Zelazek y SS Genocida, además empiezan a publicar el fanzine Vaselina. Su debut es durante el año 78 en el colegio Cuba de Belgrano, este es el primer show punk de argentina. Los Testículos ya vestían como tales y realizan varios shows, su última presentación es durante el año 79, (tocando un par de canciones que irían a parar directo al primer lp de los creadores de “1-2-3 Ultraviolento” y “Represión”), posterior a esto se desbandan cuando a Hari B le toca el servicio militar.

Pero este no sería el final del punk en argentina, durante este párate Sergio Gramática decide rearmar la banda y cambiar su nombre, a partir de ahora serán Los Violadores, la formación embrionaria de estos era Sergio Gramática en batería, Stuka en bajo y Hari B vuelto de la colimba a la guitarra y voz, posteriormente se completaría con Pil en la primera voz, aunque ya terminaba 1980 y esa es ya una historia conocida por todos. Muy bien reseñada en "Uno, Dos Ultraviolento: La Historia de los Violadores. De Esteban Cavanna y editado por Piloto de Tormenta.

LOS LAXANTES. GAMEXANE, PISTOLS Y MINIFALDAS!                                              
Casi todos coinciden en que Los Laxantes, portaban el núcleo áspero del punk y la adrenalina adolescente del punk rock que se fue fundiendo dentro de ellos hasta lograr una buena cantidad de seguidores, los que eran también músicos de la insipiente escena que se estaba formando. Durante 1979 Gamexane escucha por primera vez música punk en la costa durante sus vacaciones de verano y descubre que son los Sex Pistols, desde ese momento la única idea que le ronda por la cabeza es formar una banda como la que acaba de escuchar, de regreso a Buenos Aires prontamente empieza a reclutar gente para llevar adelante su idea que sería llamada Los Laxantes, grupo pionero de la movida punk junto a Alerta Roja y Los Testículos, muy influenciados por los Sex Pistols como por The Clash y The Damned, para empezar a sonar como banda Gamexane se reúne con un amigo Alex Raid y Gustavo Dasso apodado el Yankee, ese mismo año realizan su primer show en el café bar ABBA y son expulsados del local por malos modales y alterar las buenas costumbres del lugar, que era regenteado por Esteban Mellino alias El Profesor Lambetain, posterior a esto entran Quique Equis y Felixx Sagnia, esto hace que el sonido de la banda se torne más preciso y cuando las cosas se empiezan a poner buenas Alex Raid los abandona y es remplazado por Pablo Esau. Los Laxantes llegan a registrar un demo y justo cuando les surge la oportunidad de grabar un disco, estos se niegan a censurar sus letras dado que su éxito en vivo era el tema “Roquero Pajero”, después de esto el contrato queda sin efecto, una verdadera lástima.

Ya corría el año 1983 y poco tiempo después se disuelven, a continuación de esta experiencia musical Gamexane y Sagnia darían vida a otra de las bandas punk más importantes del panorama de ese entonces, Todos Tus Muertos. Hoy es posible bajarte de la net su demo y como anecdotario cabe recordar que se reunieron para la presentación del disco compilado “Invasión 88” luego de varios años separados, aunque en la redición del famoso compilado en Cd no se incluyen sus canciones, “Minifaldas” y “Escuelas”, debido a que según Gamexane “Los temas de Los Laxantes que aparecieron en la edición de vinilo los habíamos grabado en la cocina de Félixx y cuando Chuchu me los pidió me pareció bien que estuvieran. Pero después me di cuenta de que en el disco estaba incluido Comando Suicida, que era una banda violenta, que estaba en la vereda de enfrente. Por eso, además de porque me peleé con Chuchu y Kolm, nuestras canciones no salieron cuando se reeditó en CD”. Desgraciadamente con la muerte de Gamexane a fines de 2011 se cerró un capítulo importante de esta prehistoria del punk nacional.

LOS BARAJA. “KILLER, POCAVIDA Y MÚSICA TOTAL” 
La banda más atípica de toda aquella movida primigenia fueron Los Baraja, formados en 1980 en la ciudad de La Plata, los cuales eran los más indómitos, ya que además del punk del momento también estaban al tanto de lo que se venía gestando anteriormente en cuanto a rock con mayúsculas como: Alice Cooper, New York Dolls, Kiss, Iggy Pop & The Stooges y por supuesto los Sex Pistols y The Damned, cabe destacar que cuando el punk hacia implosión en la capital del país Los Baraja ya estaban tocando, pero en 1981 al cruzarse en una actuación con Muerte Civil, la primer banda de Marcelo Pocavida, deciden invitarlo a formar parte haciéndose cargo del micrófono. Quedarían conformados de la siguiente manera: Basura en batería, Marcelo (Vil Baraja) Montolivo en guitarra, Alejandro en bajo y por supuesto Pocavida en voz.

De esta forma comienzan a crear canciones con un sonido muy particular influenciados además del punk, por el hard rock, el killer y el garage rock, algo totalmente irreverente y anecdótico para los tiempos que corrían aquí, mientras que todas las bandas estaban intentando hacer lo suyo y conseguir un contrato discográfico, cosa que no le sucedería a casi ninguna de las bandas de esta primera camada de punks, (gracias a la miopía intelectual de los directores artísticos de los sellos que dominaban y digitaban lo que se podía escuchar y lo que no), acá es como Los Baraja comienzan la loca idea de grabar unas canciones que serían guardadas sin posibilidad de ser editadas, al terminar este demo les aparece una oportunidad de salir en televisión, el programa fue El Club Privado de Moria, que salía por el entonces estatal Canal 9, posterior a esto les llega nuevamente la oportunidad de presentarse en Tv, esta vez será en el programa Música Total, que si la memoria no me falla salía por Canal 13, esta presentación fue registrada y es el único testimonio fílmico de la banda, que suena cruda y potente, en donde realizan su tema “Operación Ser Humano”, que se puede ver en YouTube, convengamos que fueron los primeros en sumar a su sonido más que punk, y además fueron los primeros en aparecer en Tv, ganándole de mano a Los Violadores. Todo esto sucedía mientras el proceso militar le había de­clarado la guerra a Inglaterra por Malvinas y ese fracaso los llevo llamar a elecciones, tiempos revueltos y peligrosos para ser punk en este país. El otro corte que grabaron fue “Juntando Tropas” que también seria incluido en el disco “Invasión 88”, para cuando el álbum se presentó en Ce­mento la banda ya se encontraba disuelta y tanto Pocavida como Montolivo ya estaban en otra historia llamada Vudú, que saldría en el compilado de bandas de garage “Alimañas”. La noche del viernes 16 de diciembre en Cemento sito en Estados Unidos 1238 a las 21 Hs, se presentó el lp “Invasión 88”, ellos junto a Los Laxantes se reúnen exclusivamente para este acontecimiento. El show de Los Baraja fue caótico, rápido, excitante y por sobre todo SALVAJE!!!. Este fue un punto de inflexión en la vida del joven Pocavida, que hasta el día de hoy es el más genuino superviviente de aquella época convulsionada y que ha decidido hacer del punk su estilo de arte preferido y por sobre todo una manera de vivir o autodestruirse. Lo de Los Baraja es otra pieza más de este intrincado y mítico puzzle.

GENIOL CON COCA. “TEATRO, COCA Y ZERO BAR”
Fue la única banda punk con elementos teatrales y de circo grotesco, su gestación se da durante 1980 y es a través de la mente ominosa, adicta y retorcida de Geniol, músico, actor, cantante y valla uno a saber que más. La misma se completaba con Stuka en la guitarra que estaba en Los Violadores, Nano Herrera en bajo, una batería electrónica y Sissi Hansen que compartía la voz y las performances de Geniol, para las presentaciones en directo de estos vodeviles arty-punk utilizaban ocasionales bateristas, como así todo tipo de músicos que quisieran sumar a esta expresión artística con ribetes absurdos y bizarros; de esa época se pueden ver algunas presentaciones en YouTube y según tengo entendido no quedaron registros sonoros para la posteridad, como le paso a la gran mayoría de las formaciones de ese periodo.

Además empezaban a surgir reductos como el Café Einstein y el Zero Bar, donde se presentan asiduamente. Entre los personajes que desfilaban por el Zero Bar y el Einstein, se encuentran varios de los que formarían la escena under de la segunda mitad de los 80´s como: Sumo, Virus, Los Twist y Los Violadores. Estas actuaciones eran lo más inverosímil que se podía ver en el Buenos Aires de la época, "Mucha Policía, Poca Diversión" era una de las performances de Geniol, Margot era otro de sus personajes, mientras que a Sissi Hansen, Geniol le decía "…yo soy Geniol, vos sos Coca…", aludiendo al nombre del grupo, si se lo podía llamar de esta manera. Geniol fue como un catalizador que defendía a los desaparecidos de la dictadura militar y aparte se sumergía en las necesidades humanas y en su independencia para ejercer su libertad política, en sus presentaciones hacía mención a los marginales, excluidos y a los ausentes, con un contraste de poesía urbana al ritmo de punk seminal y multiforme. Este colectivo arty-punk continúo en activo hasta la incorporación de Geniol a Sumo, gracias a su amistad con Luca Prodan, su frase favorita era: "...si ellos son estrellas, yo soy el sol, no gasto la tinta digo lo que soy…”.

ALERTA ROJA. “MITOS, DESOCUPACIÓN Y DELITOS”
Otra de las grandes bandas de toda esa explosión musical al ritmo de un sonido fresco denominado punk fueron los Alerta Roja, que ya tenían un gran conocimiento de lo que sucedía en U.S.A y en UK con respecto al punk y su impronta sociopolítica, que estaba puesta de manifiesto en su canción “Derrumbando la Casa Rosada” y que da título al libro “Derrumbando la Casa Rosada” (Mitos y leyendas de los primeros punks en la Argentina 1978-1988). Cabe aclarar que esta banda fue una de las más activas de su momento, donde la creatividad y la irreverencia social, musical y artística estaban a la orden del día. De esa génesis contracultural surgieron los Alerta Roja, aunque ya habían tenido un antecedente como banda durante los primitivos 80´s como: DGI o Estado de Sitio, (los cuales se presentaron un par de veces con Los Violadores y Los Laxantes), formada por Pablo en guitarra, Fernán en batería y Daniel en bajo y voz, más tarde se uniría Mongo como voz líder. Luego de unos meses de ensayos la banda graba un demo con cinco canciones con un sonido hambriento y una práctica similar. De estas sesiones salieron temas como: “Desocupación” y “Hippie Japa”, y a mediados de 1981 se editó él single y que fue sin duda ¿el primer disco? o mejor dicho casete de punk en argentina y por un sello independiente fundado por el grupo llamado Pelmazo Records. Durante el año 1982 editan su debut discográfico “Derrumbando la Casa Rosada” del que hoy no ha quedado ni una copia o por lo menos los músicos no cuentan con ninguna, (igual a mi entender este mítico disco nunca existió como tal).

Mientras la guerra de Malvinas ya había pasado y nos mostraba la cruel realidad de que éramos un país del tercer mundo, el líder de Sumo los tenía como su banda preferida y esto los ponía por delante de Los Violadores que eran digamos una banda, como de segunda línea, dado que los grupos aquí presentes no quisieron transar con la censura de los sellos de esos días, que le pedían a los combos punks cambiar sus letras para poder acceder a un contrato discográfico. Este gesto de independencia a ultranza los puso nuevamente en el sendero del “hazlo tú mismo” y los sumió en un tobogán descendente, el que hace que empiecen a surgir problemas internos, su vocalista Mongo desaparece a la mitad de las sesiones de grabación, literalmente se lo tragó la tierra, su lugar en la voz la ocupo Daniel, encima todo esto era auto gestionado, por falta de presupuesto nunca se pudo retirar el master original (del supuesto álbum). Mientras la banda se ocupa en tocar y recorrer juntos éste caótico camino que incluye punk, drogas, juego empedernido, delitos de toda índole, alcohol y demás actividades ilegales. Es así como pasan los años y llegamos a la primera mitad de la década del 80 con los Alerta Roja a un paso de la disolución, durante el año 1985 entran a grabar el disco "El Llanto interior", posterior a esto se va Pablo y entra Sergio Ucci un gran guitarrista, una pequeña gira punk cargada de actos delictivos y drogas por las playas bonaerenses termina de la única manera que podía terminar, detenidos. Durante diciembre de 1987 dan su último show en Cemento, el 22 de ese fatídico mes muere Luca Prodan, al enterarse de esta tragedia los Alerta Roja deciden decir basta y se disuelven.

COMANDO SUICIDA. “NIHILISMO, KO. Y STREET PUNK” 


La aparición de Comando en la escena punk nacional data de 1981, ya que está ligado a los primitivos y autistas Los Desalmados, que contaban en sus filas a Sergito Anticristo en la voz, Key en guitarra, Judas en batería y Luger en bajo, con esta formación tratan de dar algún show, pero se desactivan después de una cancelación debido a que su nombre no le gusta al dueño del lugar donde estaban por debutar y deciden no tocar. Seguidamente a este primer show frustrado resuelven cambiarse el nombre a Comando Suicida, encontrándonos ya en 1982 la cosa se pone aún mejor con la inclusión de Fernan ex Alerta Roja en batería y el Mariskal en bajo, después de varios ensayos están listos para dar su despegue en vivo, esto sucede el 25 de diciembre de 1983 en un bar de la zona de Flores, lo suyo era el punk rock crudo el estilo Sex Pistols, con letras de corte nihilista, las cuales fueron cambiando a medida que su sonido evolucionaba y sus letras mostraban un

mensaje más social, para esta época ya se encontraba Chuchu en la batería en lugar de Fernan, él que les da otra impronta, esto se ve reflejado en su demo grabado en 1986 “Al KO” y editado durante 1987 por Radio Tripoli Discos, es muy recordado su show en el Parakultural junto a Todos tus Muertos ese mismo año para los carnavales, el que termino en una batalla campal con heridos de bala. Antes del famoso disco Invasión 88 la banda registra dos canciones para este: “Último Recurso” y “El Guacho Pulenta”. Ellos son la primera banda nacional en incursionar en los sonidos cercanos al street punk, la Oi! music o el real punk inglés, adoptando una estética skinhead acorde a esa tendencia musical por entonces prácticamente desconocida en el país e influenciados primordialmente por bandas como: Cockney Rejects, Sham 69, Cock Sparrer y 4 Skins. El ep en cuestión se agotaría rápidamente y se tendría que hacer otra edición, el mismo es hoy una joya muy apreciada por los coleccionistas de aquí y otras partes de esta aldea globalizada. Para entonces ya eran muy conocidos en el circuito del punk y su carrera mostraba una clara evolución hacia terrenos de masividad, después del show de presentación del compilado en Cemento la alineación de la banda es Sergio en voz, Gabi en guitarras, Torres en bajo y Judas batería. Al fallecer Torres la banda se separa momentáneamente y vuelve años después a la actividad, pero este es otro fragmento más del punk vernáculo, una historia sin fin anunciado.                                                                                       


HAZLO TÚ MISMO. “INVASIÓN, RESISTENCIA Y LEYENDAS!
Cabe destacar que aquí no están todos los que eran, pero si todos los que están, los orígenes de este mítico movimiento y su imprescindible artefacto a 33 Rpm llamado “Invasión 88”, marcó un antes y un después en la casi moribunda escena punk de mediados de los 80´s, gracias a esta compilación, se hace el primer recambio generacional, que se completa con: Attaque 77, División Autista, Flema, Exeroica, Defensa y Justicia, Rigidez Cadavérica y Conmoción Cerebral, (quedando algunos grupos de la época afuera como: Cadáveres de Niños, que se negaron a participar por la inclusión de Comando 
"Flyer de la colección de Gustavo Osman"
Suicida en el mismo).
Este debut discográfico del punk nacional fue en vinilo transparente con estética de comic y con un libreto interno, él que hoy es un preciado trofeo para los coleccionistas que lo tornan un objeto inanimado, ya que le ponen un precio alto en dinero sin saber que su mayor valor esta en las vibraciones punk que encierra. Otro apéndice para tener en cuenta, más allá de los fanzines de la época como: Vaselina y Resistencia, es el libro que reconstruye la historia del seminal punk nativo y que lleva por nombre “Derrumbando la Casa Rosada” (Mitos y leyendas de los primeros punks en la Argentina 1978-1988), editado por piloto de Tormentas, él mismo habla desde los recuerdos difusos de sus creadores de esas noches y recitales donde la utopía se cruzaba con los sueños de dinamitar el sistema impuesto por esta sociedad dominante a base de punk rock, en ese momento ni siquiera eran una subcultura solo un puñado de chicos que pretendían cambiar el mundo con su lirica contestataria y su actitud autodestructiva. Esta edición corona los primeros diez años del punk, el mismo es de lectura obligada si quieres saber más de este intrincado laberinto donde la música y el arte del “hazlo tú mismo” sentaron sus bases. Otro ítem que no se puede pasar por alto es la edición de el fanzine por antonomasia de todos los tiempos
"RESISTENCIA" (Registro Impreso de la cultura punk rock subterránea. Bs. As. 1984-2001) edita alcohol y fotocopias. Gracias a todo esto y mucho más podemos decir que en la argentina, EL PUNK NO HA MUERTO!!!.                
COSA SALVAJE ZINE!!!
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario